Si buscás iluminar cu rincón de lectura preferido o resaltar una zona del salón, las lámparas de pie son un recurso ilimitado en formas, variedad, color, tamaño…. Pero no vale poner cualquier lámpara en cualquier living. Mejor pensarlo un poquito, ¿no? Aquí te mostramos cuatro lámparas de pie de características muy diferentes dando vida a livings con estilos muy definidos. ¡A ver si entre estos está el tuyo!

 

Minimalista: esta lámpara íntegramente hecha con acero cromado, forma simple y brazo articulado se lleva muy bien con los livings modernos, con muebles despojados, de formas puras y un predominio del monocromatismo.

 

Vintage: en la foto vemos dos lámparas de bronce antiguas con una base de estilo barroco bien trabajada. Hacen muy buen juego con los muebles de estilo reciclados, ya sean de madera (estilo Luis XV) o de metal, con reminiscencias de los 70s y 80s. Los tapizados de figuras geométricas o pana de colores dan el toque moderno y actual. Living retro-glam.

 

Zen: las lámparas de papel son perfectas para crear un ambiente relajado y sencillo, con ciertos aires orientales. Combina con muebles de madera de formas simples, tejidos y tapetes, velas y fanales para lograr el estilo armonioso, despojado y cálido al mismo tiempo, tan característico del lejano oriente.

 

Rústica: ¿fan del estilo campestre? Las lámparas de madera pueden ayudarte a crear un espacio con marcadas reminiscencias a la naturaleza y la vida al aire libre. El resto del ambiente se puede componer con muebles de madera también rústica en otras tonalidades, para marcar variedad. Almohadones y cortinas pueden portar una alternativa de color. ¿Los mejores? Todos los verdes, hasta llegar al amarillo.

Escrito por Laura Nadersohn de Decocasa

Fuente imágenes: Foro de Fotos, Vintage & Chic Bazaar, Craquel, Rústiko