Un buen recurso para la habitación de los niños es destinar alguna pared para tapizarla con PLACAS DE CORCHO y/o PIZARRONES con tizas de colores bien a mano. De esta forma se genera un sector de juegos sin ocupar espacio. Allí podrán pinchar dibujos, fotos y dibujar cada día algo distinto!

Escrito por Verónica Gattás

verodecocasa@yahoo.com.ar